PROLOGO

Pocos años y pocas generaciones son las que aprovecharán, la necesidad imperiosa de este libro, como director privado e individual de la profilaxis de la vida; porque pocos años y menos generaciones pasarán sin que la comuna esté implantada en algunas regiones de la tierra, para luego solidarizarse en una sola comuna, un solo hogar de la familia universal terrena; en cuyo momento, el "Código de Amor Universal" es la pauta de la educación de los seres.Mas aprovechando estas horas de holganza que los hombres me dan, mientras se rompen el alma, empeñados en la fiera lucha mundial, voy a adelantar este tratado de pedagogía, base de la salud corporal de los hijos de la tierra y que llegue a sus manos para su solaz, a la par que les aproveche en la individualidad y tendremos todo ese camino andado en silencio, mientras duran los gritos de destrucción, los ayes, las imprecaciones de los vencidos, el horrísono furor del cañón y el terrorífico resoplido del dragón-cristo y la bestia-religión en su agonía.Aquí nada tengo que estudiar, por que todo está ya estudiado en el libro "Conócete a ti mismo" y en el "Código de Amor Universal"; pero como esta lección es la más trascendental de la educación, me están incitando ya hace días mis consejeros y yo no puedo desoír el mandato, ni substraerme a mis deberes, ni quiero tal incitación, porque prometí dar ejemplo de que cada uno cumpla su deber y dejo de lado mis agobios y estrecheces por el amor mis hermanos.Estamos en los primeros días del año 1915 de la ya terminada era apócrifa o cristiana, y es el año de las sorpresas en todos los hechos de la vida y ya empiezan los católicos a temer la voz del que ellos llaman “El Monstruo”, y no es poco divertido él articulo de fondo de un periódico católico de fecha 10 de Enero, llamado "Semana Social", donde describe El "Monstruo" y termina entre puntos suspensivos, temblando, y dice: "El Monstruo calla"; "Si e1 Monstruo hablará" . . ." ¡Qué triste cosa es tener la conciencia sucia, el alma embotada y el espíritu en tinieblas!. Todo es temor; todo es miedo; y es que saben que ese "Monstruo" es un "Monstruo de verdad desnuda y mandado a poner cada cosa en su puesto; y los que lo temen, se delatan ellos mismos de malversores y prevaricadores y no pueden asistir a la fiesta, de traje blanco, porque lo tienen rojo de la sangre derramada entre la cual figura la de algunos cuerpos que uso ese temido "Monstruo" asesinado mas de una vez por los secuaces del "dragón-cristo", no importando que le dieran entretanto incienso en los altares de la bestia, bajo los nombres de santos. Y es que saben que todo lo que de grande y pequeño tiene el progreso fue iniciado siempre por el temido “Monstruo", por que hasta el presente y desde hoy hasta llegar a la perfección relativa de que la tierra es capaz, el solo puede iniciar el progreso, porque el solo es luz de la justicia y puede recibir las ordenes, secretos y decretos del Padre en sus consejos él solo hasta hoy, puede llegar al centro de la vibraciones, donde radica la verdad pura y absoluta, porque es el centro de la vida y único punto donde el Creador vibra para todo el infinito y solo allá se aprende la vida, el progreso y la sabiduría sin metamorfosis; por esto lo temen.

Voy a dejar este asunto, que se trata en el gran epílogo del libro "Los Extremos se tocan", por que aquí sólo lo he tocado para demostrar que la ley del Creador, nada descuida y nada deja sin contestación, y así queda contestado el articulo "El Monstruo" en el mismo día que los que lo temen lo han explicado, y afirmo lo que allí se expone y es: "Que siempre que el "Monstruo" habla es para imponer una ley universal". Y esta vez se impone el Código de Amor, última ley que se le da a la humanidad de la tierra y ella deroga todas las leyes anteriores, incluso la del Sinaí y los 24 libros de la Biblia, que son los Veinticuatro ancianos Apocalípticos; porque todos han cumplido su periodo de enseñanza y progreso; y quien los dicto o escribió los reasume hoy en el solo mandato "Ama a tu hermano", y declara que la vida es una y eterna; que la ley es una e inmutable; y la familia una también sólo en el infinito universo, cuyo autor es Eloí: y el actor único y solo, es el espíritu su hijo consubstancial, ab y coeterno con El y en El.

II

La vida es una, eterna y continuada; y si la muerte existiera, la vida era una ficción; pero la ficción justamente es lo que los hombres llamaron muerte y que sólo es una transformación siempre, hasta el más inacabable infinito y eterno progreso; y sólo así puede sentarse la justicia de la ley de la vida; y sólo así ser justo el autor de la vida nuestro Padre; y sólo así puede El vivir eternamente, porque el espíritu su hijo, demuestra la vida en formas, y en la ignorancia de los hombres, hasta que llega el "Monstruo" y declara la vida real del espíritu, se hacen necesarias las formas tangibles de la demostración de la vida y hasta la materialización del inmaterial Creador, para ir presintiendo la vida; porque aunque unos cortos días en un cuerpo no les es dado comprender la vida, porque creen llevar sobre si, amenazadora, la muerte terrible y no es vida, temiendo morir, para no ser ya más.El engaño de la muerte, el no manifestarle al hombre los encargados de su enseñanza y civilización que la muerte es una ficción y que sólo es el coco del progreso que cada instante adquiere é1 espíritu por el cuerpo que se forma con el que es hombre y que sin esa muerte aparente, no le seria posible compensar a cada ser en justa medida, de aquello que por su progreso merece en cada instante {ese} engaño, digo, sobre ser la panacea religiosa del cual se nutrió, es la causa de las guerras; porque necesariamente enciende y levanta el antagonismo y porque la materia tiene por ley el disfrute de los productos de la naturaleza; y como por justicia el espíritu elige cada vez una posición concerniente a su progreso cuando eligió el trabajo y la pobreza obedeciendo a su conciencia, ese engaño de muerte lo subleva, exaspera y ve injusticia y cae en el escepticismo y arrolla cuanto tiene por delante que le estorba para alcanzar su alimento y lo que ha de menester; y los amos se le ponen por delante con el terror de la muerte y la guerra está encendida. Si al hombre, los encargados de la enseñanza le hubieran dicho qué su posición de trabajador, de pobre, de ignorante aparente, de humilde hasta la esclavitud es solo de un momento, una prueba que su espíritu esta haciendo para comprender el dolor y mejor sentir la alegría, y que esas posiciones son sólo aparentes, porque el espíritu tiene que probarlo todo, practicarlo todo, para saberlo todo, la guerra no hubiera existido. Pero sin 1a guerra, no podían existir las religiones: con la declaración de la vida real y verdadera del espíritu, no podían apoyarse para sus fines de concupiscencia; en la tan terrible y temida muerte, y la sostuvieron con todos los horrores que la fantasía puede crear, para vivir a costa del temor sembrado en la ignorancia, y la vida siguió creyéndose una ficción, una casualidad, un momento de gracia otorgado por los dioses religiosos, que vivieron a expensas de la muerte.La realidad de la vida y la vida transitoria, no es gracia dada: es mandato del Creador, que no es Dios, porque Dios significa ídolo: Creador dice padre y el padre no puede hacer gracia, porque gracia significa injusticia y esa es la impúdica caridad, reina de las virtudes religiosa y honra fatídica del dragón-cristo, fenómeno glotón de sangre humana, único alimento que tomó desde su nacimiento extraño, sobre sangre y cadáveres, y siguió sin saciarse de ella y muere sin hartarse, cubriéndose en su agonía a con la infame caridad. Por eso han temido tanto al Anticristo los vividores de la muerte y lo han presentado como "Monstruo".Pero hoy saben y lo cantan ellos mismos que es un monstruo de verdad pura y absoluta, y declara por el Creador, que la muerte no existe aunque exista la transformación de las cosas que demuestran la vida; y la mejor demostración de la vida continuada, es aparentemente la de los cuerpos de los hombres, en los que el espíritu extrae la esencia cada vez mas pura de la materia, causa por la que cada generación se presenta mas bella; porque el espíritu absorbe y tiene en fruición la profilaxis de la vida y va previniendo y precaviendo cada existencia, los inconvenientes que tuviera en la anterior; lo que no sería, ni el progreso podía nacer, ni crecer, si una sola vez viviéramos.Es, pues, la vida real y verdadera universalmente, del espíritu; y el espíritu mismo, porque es consubstancial dé su padre él Creador y ab y coeterno como El; por lo que, {“}no puede dejar de ser" ni estar en el ostracismo, en la quietud, en la muerte, porque ésta no existe en el autor de la vida. Si la vida fuera gracia y viviera el espíritu una sola vez, ¿dónde estaría la justicia del Creador, viendo como vemos que somos, unos feos y otros bellos? ¿unos disfrutando salud y otros enfermos; unos derrochando y otros hambrientos; unos aparentados sabios y otros ignorantes? No, no es la vida una gracia, ni es toda la vida, la vida de un cuerpo.La vida es de ley y la ley es justicia; y por tanto la vida es obligatoria y la vida de un cuerpo es una fase de los grados infinitos de la vida continuada y eterna, por la eterna transformación de las formas, por e1 eterno ir y venir, o subir y bajar, que vió Jacob en la escala, y es así como únicamente puede admitirse la vida, porque sólo así cabe la ley de compensación.

III

Toda esa patraña de la muerte ha podido sostenerla la religión por el temor sembrado en la ignorancia y para eso hizo los dogmas y maniataron el pensamiento; con cuya traba, el hombre no puede penetrar en lo que han llamado "arcano de la creación".La creación, lejos de ser un arcano impenetrable, es un libro abierto y más claro en su lectura, que la luz solar; pero como pusieron un tupido velo con los dioses de gracias y pendones, en los ya miopes ojos de los hombres infantes (aunque fuesen muy barbudos), no iban a las aulas del universo, porque allí, según las teologías, encontrarían al "Dios irritado", a los ángeles sin mancha y la voz de exterminio: y en el camino, al horrible demonio que los azuzaría con su tridente, o los abrasaría con el fuego de su boca y ojos; o los trituraría de un arañazo o de una cornada; y así han jugado con la conciencia del hombre, hasta que desde Adán y Eva, Shet, su hijo, que era el investigador, el temido Monstruo de hoy, pudo sentar en el Sánscrito: "Todos los hombres de la tierra, hermanos son"; y ya descubrió entonces la creación y las cosas de la creación y de allí fue ascendiendo hasta llegar al mas alto progreso material, para que sirviera de puente de paso del progreso espiritual en este día, en que se cumplen todas las promesas del Creador, hechas desde Adán, hasta el tipo de acabar la siembra del progreso, que fue en los días de Juan y Jesús; para cuyo tiempo, el temido "Monstruo" había dictado leyes según los países y tiempos y desde Jesús habían de fructificar y sazonarse para llevarlos juntos al lagar y granero del Padre, como afirmara Jesús, por mandato que traía.( )

En diecisiete siglos próximamente desde que el investigador escribió el Sánscrito, había repetido varias existencias en muchos países y cuerpos, dictando leyes y doctrinas y era ya conocida en toda la tierra la afirmación; "Todos los hombres de la tierra, hermanos son”; y para continuar con un plan trazado por el resultado matemático de su investigación, necesitaba tomar un pueblo a quién hablar directamente y entregarle los secretos de la vida y de la creación, estableciendo la profilaxis necesaria en un centro, del que iría invadiendo a todo el mundo, con lentitud pero firme e inequívoco, y aparece en Jacob.( ) Ahora es cuando recibe como credencial y resguardo para la posteridad, promesas que dignifican al Creador ante los hombres sus hijos, que lo ocultó por la osadía de las religiones, que lo mistificó con los dioses antropófagos: y Abraham legó por mandato un testamento, para que el hombre conociera el nombre de Eloí, que es el nombre universal del Creador nuestro Padre y no fuera blasfemado por los hombres dominados por el terror de la muerte y el temor de las religiones.( )

El testamento que encierra toda la profilaxis de la vida eterna y continuada, no se podía publicar hasta hoy, que han sido cumplidos los tiempos y se han purgado los hombres y los espíritus; pero se le dio a la humanidad lo que podía regirlo en todo tiempo y hoy se inserta como capitulo primero del "Código de Amor" que ha de regir a la humanidad hasta el fin de la perfección relativa, en cuyo tiempo, los hombres todos, en la fruición del puro amor sabiendo por la práctica lo que sentó Shet: "Que todos los hombres de la tierra, hermanos son". Esta afirmación es la profilaxis de la Comuna, en que el hombre tiene que vivir desde hoy, que se le da esta otra profilaxis, que lo ha de civilizar en verdad de verdad.( )

El "Código de Amor" y la obra pedagógica, Anatomía de la creación y del hombre, titulado "Conócete a ti mismo", llegará a las manos del hombre a su tiempo, muy presto, pero entre tanto voy a insertar aquel documento de Abraham llamado "Testamento Secreto".

IV

Texto del testamento Secreto de Abrahán.

1. -Hellí es uno: creador universal: no tiene principio, es eterno: los hombres son sus hijos y él su herencia.2. -Los mundos son infinitos y el hombre ha de vivir en todos los que hoy existen; pero la creación sigue y no se acaba. 3. -Todos los mundos se comunican unos con otros en amor y justicia, y Hellí en ello se engrandece.4. -Todos los hijos de Hellí que llamáis ángeles, hombres fueron: porque yo hable con Noé, que parecía ángel: porque yo hablé con Adán, que parecía ángel; porque yo hablé con Eva y la vi parir un hijo de Hellí, que ya vivió en otro mundo.5. -Yo soy de la raza de Adán; y mis hijos de la raza de Adán, que tiene que salvar a la raza primera que pobló la tierra; por que Adán y su familia vino con luz y sabiduría de Hellí.6. -Hellí habla a los hombres por los espíritus de los hombres; que parecen ángeles, porque tienen luz del sol. Y cuando me habló Adán, que era ángel, vi muchos espíritus que eran hombres y eran negros de hollín y boca y ojos tenían de fuego y los llamé demonios, porque hacían el mal.7. -Y esto lo han visto los Egipcios y de otras tierras y los han creído Dios y Demonios; y los demonios que fueron hombres, pelean con los hombres; y los hombres no los ven; y sus obras no las ven; porque les dan placer a la carne.8. -Y como dan placer a la carne los toman los hombres que son de carne y no ven a Adán, que parece ángel.9. -Y Hellí me ha dicho: mi luz di en Adán para mis hijos: y cuando la conocerán, me serán fieles; y de Abraham mi hijo, nacerá un hijo, que es la verdad, y no la querrán.10. -Y mi hijo tiene hermanos que tienen luz y verdad de Hellí y me traerán a mis hijos, que son sus hermanos.11-.Y tu hijo Isaac y los que después serán, hablarán con mis espíritus que ángeles llamáis.12. -Y mis hijos negros de hollín que demonios llamáis, enseñan a. los hermanos de la carne (que son mis hijos) los deleites y los placeres y los males de matar; y creen, porque no ven la luz de Hellí que son dioses; y la lucha es y el mal es y las enfermedades es, y lo que les pagan.13. -Los hijos de Abraham guardarán la palabra de Hellí, hasta el día que escribiré mi ley y será mi luz entre todos, y contarán los tiempos por siglos de cien años; y los siglos serán treinta y seis (36) desde que escribiré mi ley, hasta que la tierra la sabrá.14-.Y de éste siglo mis hijos serán de luz, porque verán la luz de su Padre, que les darán mis espíritus. Todo esto me dijo Hellí.15-.Hijo mío Isaac: guarda el secreto de Hellí nuestro Padre y dalo a tus primogénitos, hasta el día de la comunidad

Abrahán

V

He aquí la profilaxis de la vida, en la, que ha de verse toda la profilaxis y economía de cada cosa; y como Eloí previene y precave ( ) a sus hijos, que lo son lo mismo ángeles que demonios, que fueron hombres y eternamente irán siendo hombres de mundo en mundo los hombres tienen que tener profilaxis para cada pedagogía y ya debe hacerse y se hace para la generalidad de la pedagogía de los hijos de la Comuna en el séptimo día en que ya la tierra y sus humanidades entró el día de la justicia y la paz será, porque es el día del amor en el reinado del espíritu. ( )Más no es posible hacer la profilaxis, sin que el hombre sepa la creación del terrón, que lo arrastra por el espacio a paso de 20.000 kilómetros por segundo de tiempo, dinamizándolo en el contacto del éter, que es el pensamiento eterno del Creador, y es movido solo y únicamente por el espíritu del hombre, sea de luz como ángel, o negro de hollín como demonio; porque de todos modos, es hijo del gran Eloí, como lo acabáis de leer, dicho por él mismo por medio de uno de sus espíritus de luz, con el Espíritu de Verdad. ( )

Más ¿qué le importa al hombre saber la creación del mundo si no supiera su nacimiento primero aquí en la tierra? Todo está anatomizado en el "Conócete a ti mismo" y hecho ley en el "Código": pero era necesario adelantárselo al hombre y se lo hemos dado en la "Filosofía Austera Racional" que, con éste libro y "Los Cinco Amores” y El Espiritismo Estudiado que se están imprimiendo, os lo explicareis bien, ya que no sería posible darle cabida en un párrafo, para explicar los casos mas transcendentales de tamaños hechos que no se pueden repetir porque la ley jamás ha hecho dos casos iguales, ni puede producir sin madre otra vez al hombre; porque la tierra, en cada ser que engendró de los gérmenes que se cargara en ley de afinidad en 23 millones de siglos que andaba como errante hasta que se sujetó en su orbita; al producir cada cosa, repito, se despojó de todo germen productivo, depositándolo por entero en el fruto producido planta, animal u hombre, con el ineludible e irrevocable mandato de: ^^Creced y multiplicaos" .( )

Este mandato imperioso, que todo ser cumple quiera y no quiera ha sido prohibido en una menguada casta sacerdotal; y es el crimen mayor y fuente de todo desequilibrio mundial, por el escándalo que lleva aparejado, no pudiendo cumplir ninguno, sin suicidarse, el infame celibato, que acusa al Creador de inmoral y de falta de juicio y sabiduría; porque según la intención de los celibatarios, el mundo es decir, el hombre, debió producirse sin la unión de cuerpos de los dos sexos; porque queriendo que el hombre continúe viviendo en el mundo prohibiendo la unión de cuerpos, es delatar al Creador de lo que digo arriba: de inmoral, de ignorante, de loco; y si contestan los célibes que no es esa su intención o entonces deben declarar que persiguen la destrucción del hombre: y esto también es innegable y ya queda así bien entendido en todas mis obras y comprobado en mi último libro "Los Extremos se Tocan" porque el mundo, debía tener por su capacidad y producción, Diez mil millones de seres, y tiene hoy mil ochocientos millones, odiándose cada uno entre sí y de familia a familia y de pueblo a pueblo y de nación a nación, por lo que debía seguir la conflagración. ( )Puntos que, mirados por el cristal incoloro de la razón, son la causa de la guerra y todas las religiones son causa.( )

Más la profilaxis indestructible que el Creador impuso en cada una de las moléculas del universo, para la continuación de la reproducción siempre ascendente y protección de sus especies, es tan indómita, como irreductible es el Creador; y en vano trataría ningún ser de esquivar el pago a la naturaleza en la reproducción de su especie porque cada molécula y cada Yon, siente inexorable la necesidad de unirse a un a fin, para continuar la vida; y esa necesidad la sienten y aún más intensa, los consagrados célibes, que se ven más azotados que nadie de esa necesidad de la unión de cuerpos y no la pueden eludir y tienen que robar en la mujer y tomar ese goce que es el néctar de la vida.( ) Aquí está el escándalo y el crimen insuperable del desequilibrio y convierten en pasión lo que es una ley y la más alta virtud porque es la clara demostración de la vida: la profilaxis de la potencia del espíritu y de la potencia de su autor, que entre tantos dioses no han podido abatir.( )

Y es que, en cada molécula está latente e imperiosa la necesidad de amar; y en el hombre, están latentes e imperiosas todas las necesidades, porque el hombre es el compendio de todas las moléculas e instintos de cuanto existe vivo y todo vive, por que nada hay muerto; y por esto, ningún hombre o mujer deja de sentir la necesidad de la unión de cuerpos y no lo pueden eludir y no lo eluden; pero como se ha declarado esa unión inmoralidad y por conveniencia de los religiosos se ha puesto trabas a esa unión con escandalosas leyes que rechaza hasta el más rústico animal, esa infeliz enseñanza cohíbe a los seres llamados racionales; y como no pueden, porque es imposible desoír y negar los llamados de los instintos, de esa causa, nace el vicio que degenera a los seres en el crimen, que se fragua para no caer en la denuncia de un escándalo, señalado en las leyes verdaderamente escandalosas, porque se oponen al inexorable mandato de "creced y multiplicaos", siendo responsables de esto las religiones y por todas la católica, que sin conciencia ni vergüenza se delata ella misma en el escandaloso celibato, que es patente de criminal. ( )El ser humano, es afín por naturaleza y constitución de todas las moléculas que llenan el universo y de todas está compuesto y de todas tiene los instintos; y como cada uno time su instante de reproducción por ley fatal, y entre todas llenan los instantes del tiempo el hombre comparte de todas las esencias de cuanto existe y ha de sentir en todos los instantes la ley de la reproducción y la siente; pero como ordenado está el espíritu, hijo consubstancial y coeterno del Creador, que por naturaleza es sabio y por herencia y unidad omnipotente, tiene ordenado gobernar todo ese enjambre para los fines de la ley, que es el progreso de la vida racional eterna y continuada. ( )EL espíritu lucha en su cumplimiento, ordenando cada cosa en su puesto y preparando un puesto para cada cosa, y su lucha es, por la aberración de esos negros de hollín que señala el testamento de Abraham, de los que se especializan como negros retintos los célibes que todo lo han mistificado y amalgamado; por lo que, obligaron al Investigador a dejar una profilaxis simbólica de muchos hechos trascendentales que significo Moisés en el símbolo de Caín y de Abel, en la creación por Dios de Adán y Eva y en el Arca de Noé, que debían explicarse, sólo cuando los hombres hablarán con los espíritus de luz, y esto sería cumplido los 36 siglos nombrados en el testamento concierto, a cuyo tiempo hemos llegado con inmensa mayoría de conscientes progresistas, trabándose en ese instante las mas grandes batallas de amor y principios, de los que el principio de la razón de la vida eterna y continuada, de la unidad y armonía por el imperio de la ley, representada en el símbolo del arca de Noé, triunfa inexorablemente.

VI

El símbolo del Arca de Noé es la recopilación de toda la creación y el resumen de la omnipotencia del espíritu, representado en el hombre; y los hombres encargados de la educación psicomoral de las generaciones, no han podido desentrañar la sabiduría de aquel símbolo, porque solo han querido ver la naturalidad del hecho que podría representar, y es por lo que dice Hellí a Abrahán en el testamento concierto: son hermanos de la carne y sólo en la carne creen y ven sus dioses, a los que creen; y no ven al espíritu en luz, representado en Adán.( )

Y no solo en tiempo de Moisés, hace 36 siglos, no se le podía descubrir al hombre la verdad de la creación en su grandeza, sino hoy mismo no se le puede decir, ni aun aprobándolo con las matemáticas, porque se han creído los hombres sabios, no sabiendo mas que error y mentira religiosa y unas cuantas leyes incompletas de ciencias que materializan, no pudiendo la materia ni manifestarlas, ni darlas a las matemáticas; y en cuanto se les quiera descubrir un girón de verdad, se escandalizan huyen, pero están contentos con ese experimento de su poquedad, siempre que no se les descubra en su prevaricación; pero no dan oídos a la verdad y voy a probarlo con la siguiente composición que hice hace varios días para presentarla a un rumboso concurso de un diario llamado coloso del periodismo Sudamericano y creí de buena fe que se buscaba algo nuevo que diera camino al estancado pensamiento de los hombres; pero no ha sido así y premiaron un trabajo sin interés general, ni fondo moral y por añadidura personal.( )

Sabe bien el Padre que no buscaba laurel ni dinero; son las dos cosas que quisiera quitar, entre otras. Lo que buscaba era, dar una llamada de revolución social, religioso-política, filosófica e histórica; poniendo un gran jalón de luz a la intelectualidad; pero están dogmatizados, viven solo de la materia y corren parejas con los autores de las mentiras historiadas y no pueden defenderse con la consabida frase sacramental para ellos de: "Esto dice la historia"; porque tienen que saber que el hombre progresa y que cada uno tiene el deber de dar algo nuevo sobre lo que estudió, para que le sirva de guía en el camino de la razón. He aquí la composición de referencia, que reasume la creación y declara cómo el hombre es el arca real que Moisés ideó, que vosotros llamaréis poema, o lo que sea, porque tome metro libre.

EL ARCA DE NOÉ

( )

Buscando entre las breñas de las peñas,

La verdad de una figura, que figura

En los libros seculares, que millares

De hombres leen cada día la Biblia.

Nadie me explica y no sé

Siendo al parecer sencillo.

Lo que contiene el librillo

Del símbolo de Noé.

-2-

Bajo a los valles que baña,

la montaña,

Con sus aguas cristalinas,

argentinas,

Y me hablan más que los hombres,

de nombre,

Y entre plantas y animales

a millares,

Me ponen en el camino,

Tortuoso, pero cierto,

Del máximo pensamiento

De Moisés en su libro.

-3-

Pero para comprenderlo,

el cielo

Nos han mandado creer;

¿ por qué?

Y los que lo recomiendan,

se enmiendan,

Y causan el desconcierto

al pensamiento.

Pero éste, que libre es,

Se encarama mas adentro

Del llamado firmamento,

Y allá aprendió Moisés

-4-

No hay tal arca de madera

Pero el diluvio es el hombre,

¡pobre hombre!

Que no ha visto sus instintos,

Infinitos.

Tantos como ha animales

y tales,

Que obran tan gran desconcierto,

Llegando al antagonismo,

Porque están en su organismo,

Todos vivos y al acecho.

-5-

Mas pasan las horas y los siglos pasan,

Agotando generaciones,

Que nadan en las pasiones.

Nacidas de los instintos,

Que crean dioses y cristos,

Y no se conoce el hombre,

Porque se sujeta al nombre:

Del hombre, que pronto pasa,

-6-

Se le hace al hombre mortal,

Y se encierra en el misterio

Creado en el gatuperio.

Y si el universo vive,

Es porque el hombre convive,

Siendo el arca de Noé,

Confusa, horrible, lo sé,

Pero ésta es la gran verdad.

-7-

Nació la tierra del só1

Y caminó cual cometa,

Bañándose en la placenta

Del éter, luz y calor

El que es del Creador

Su infinito pensamiento,

Que llena el firmamento

Y lo mantiene en presión.

-8-

Hasta hacerse su carrera

Paso veintitrés millones

De siglos, entre millones

De otras moradas, nacidas

Como ella y hoy conocida

Por su criatura el Hombre:

Que agregando nombre a nombre,

También trazo su carrera.

-9-

Sigamos la creación:

Se han hecho los minerales,

Las plantas, los animales,

Que van exprimiendo esencias,

Y; no conocen las ciencias,

Que son solo para el hombre,

Que ha de crear esos nombres

En su civilización.

-10-

La tierra, siguiendo el curso

Que le marcara la ley,

Ya espera a la humana grey

Y a todo hace la advertencia,

Que obrará en la omnipotencia

Un parto y nacerá un hijo,

Para que alumbre a sus hijos

Y que los siga en su curso.

-11-

En sesenta y ocho millones de siglos

Que ella naciera del Sol;

Estaba lleno su rol

De preparar materiales,

Con esencias animales Extraídas con la vida,

Justa y eterna medida,

Que no la quiebran los siglos.

-12-

Ya está la tierra de parto

Y lo anuncian los temblores;

Las bestias sienten temores,

Presenciando la irrupción

Del volcán y el nubarrón,

Que da un formidable trueno,

Y abre la tierra su seno

Y envuelve todo su ornato.

-13-

Quedó oscilante un momento;

E silencio es absoluto;

E1 fuego consume al bruto;

Los mares suben al monte;

Y de la parte del Norte

vuela un pedazo( : )es el hijo,

Que va a su punto fijo,

Para dar luz y contento.

-14-

Todo ya se estabiliza;

Pero todo cayó dentro

De las entrañas del fuego

De la tierna, que se cubre

Por el agua de las nubes,

Que podrirán las materias,

Y flotaran las esencias,

En una esencia fundidas.

-15-

La ley trabaja en su ley.

Vuelve a nacer el arbusto,

Y de sus troncos, los brutos,

Nacen otra vez de nuevo,

Amalgamados los huevos,

Lo que antes fue horripilante,

y de tamaño insultante

Para el hombre, nueva grey.

-16-

De la esencia de todos los seres,

La quinta más pura, recoge la ley,

Y es el germen que engendrará al hombre

En el tronco del quino, por primera vez.

-17-

Y la tierra, que sigue rodando

Su nueva carrera

Por el fondo azul,

Va formando en el tronco del quino,

Bolsitas de bienza;

Qué envuelven el germen

Como en fino tul,

Y allí el hombre, que nace en la tierra,

Aunque entonces duerme,

Ya cumple la ley.

-18-

Diez millones de siglos le cuesta

Formarse en su cuerpo,

¡Cuál es el que hoy tenéis!....

Recogiendo la esencia de todos

Los que han existido

Hasta el pacto aquel,

Sin que falte en su ser, ni aún el piojo,

Qué solo, así solo, puede el hombre ser

Aquella arca magna,

Arca de Noé.

-19-

Y la afinica ley que nos rige,

Que es el justo fiel,

Va juntándole instintos y exige,

Por justicia y ley,

Imprimirse en el alma del hombre,

Vivos para siempre,

Cada uno en su ley,

Y sólo, así sólo, puede el hombre ser

Aquella arca magna,

Arca de Noé.

-20-

Ya que el germen del hombre en su huevo,

Está saturado de vida animal,

Es la hors de crear los sexos:

Pero esto le Incumbe al ser espiritual;

Y desciende ascendiendo en progreso,

Toda una familia, encarnado en a él,

Y es así como el hombre abarca

El todo del arca

Arca de Noé.

-21-

Es llegado el momento y se asocian

Las auras de amor,

Empujando muy suave a los quinos,

Que ya, carcomidos,

Cumpliendo su rol,

Al caer, descubren sus nidos...

Y ya... el Hombrecillo

Se baña en el sol...

-22-

Ya el misterio queda descubierto

De la creación,

Y la tierra convida a los mundos,

A ver al infante

Que de ella nació,

Recibiendo la ayuda del Padre,

Que en el se complace,

Y así mismo el sol,

El que templa sus plácidos rayos

Y los reanima

Con suave calor.

-23-

Ya se mueven aquellas bolsitas

Al beso de amor,

Y el espíritu maestro que cuida

Con sabiduría

Acerca el gorrión,

Que en su instinto rompe las bolsitas,

Y estira sus miembros

Del hombre el embrión;

Que medía unos cuatro centímetros,

¡Y era el universo!...

Y el mismo hombre de hoy.

-24-

El ambiente y la atmósfera pura

En que respiraba

Y el puro alimento,

Hizo el desarrollo bueno y con premura,

Hasta el pensamiento

De procreación;

Adquiriendo la próxima altura

Cincuenta centímetros,

Y aunque miniatura,

Aquel hombre es la entera figura,

Arca de Noé.

-25-

Ya tenemos el hombre en su cuna,

Que nació siendo hombre y no animal,

Y es así que él en los tres reinos,

Y es el universo, completo, y entero,

Del que es por orden, el demostrador

De la vida en formas y el ordenador

De aquella figura del gran Moisés,

Que ya comprendemos, arca de Noé.

-26-

Mas si ha de poder entrar

En tan mágico sagrario,

Saber era necesario

El principio y fundamento

Del espíritu, alma y cuerpo

Que compone el monumento:

Y que enseñara su llama,

Su luz y sus movimientos:

Y esto no podía ser

Hasta que el alma y el cuerpo

Se encontraran satisfechos

De las leyes y derechos,

Sabiendo que así perduran,

Viviendo una ley más pura,

Ley en derecho divina,

Que solo el espíritu atina,

Porque, como ella, procede

Del que nada le antecede

Y el espíritu es su efecto.

Consubstancial y abeterno,

Y como él es coeterno,

Y es el de aquel hombrecillo

Que vimos salir del quino;

Al que le sirvió el gorrión

De Médico-Comadrón,

Y ya está roto el misterio.

-27-

Ya empieza el hombre la lucha

En aquel informe bosque;

Pero en su adentro oye el toque,

Que al fin del retoque escucha.

Mas la fuerza bruta es mucha

Que se le opone a su fuerza;

Y caen, pero se agrupan;

Y juntos vencen y ven

Que no los vence otra vez,

Y así empezó el raciocinio;

Y así adquirió predominio,

Llegando a hacerse conciencia,

De la que ha de hacer la ciencia

La que es hija del trabajo,

Y ellas crean la belleza.

-28-

Es la conciencia el archivo

De instintos bien ordenados,

No muertos, sí dominados;

Porque el espíritu es vida.

Y es ley que con él conviva

En la vida espiritual,

Lo que es vida natural.

Y por la ley del trabajo,

De las escorias extrajo

Las esencias que formaron,

Por ley, e1 cuerpo y el alma

Del hombre dentro del quino;

Al que el espíritu vino

En toda su omnipotencia,

Para crear la conciencia

Con todos esos instintos.

-29-

Es el hombre una jaula terrible,

Donde el caballo el león,

El lobo y el elefante,

La comadreja y el toro,

El cuervo y el águila, el loro

Y cuanto alienta en la tierra,

Sea bicho, insecto o fiera,

Y cuanto nada en los mares,

Y lo que yende los aires,

Todo, todo vive dentro

De cada alma y cada cuerpo,

Formando un enjambre horrible,

Porque cada uno concibe,

Solo, solo su derecho,

Que la ley no les prohíbe.

-30-

Como ninguno razona

Porque no es ésta su ley,

Y cada cuál más blasona

De su fuerza, astucia o ser,

Hasta que se satisfacen

Los de instintos más fieros,

Todo es lucha, todo es hierros,

Naciendo el antagonismo

Dentro del mismo no organismo,

Y aquí ya nació la guerra:

Que ha de durar en la tierra

Hasta que el hombre conozca

Que él es el arca famosa:

Y adquiera la convicción

De que solo en el amor

Puede cumplir su destino.

-31-

Y el destino es la unión de los hombres

En vida de hermanos, en justa equidad;

Y aunque luche millones de siglos,

La ley no se inmuta, porque ha de triunfar.

-32-

Mas hoy cuenta la cifra terrible

De cuarenta y cinco millones de siglos

Que al hombre en la tierra

El sol lo alumbró;

Y se encuentra en la última guerra,

Rompiendo barreras, Que él mismo creó.

-33-

Y es que subió en su proceso,

el progreso

Y hoy ve que era falso el jalón,

Religión,

Y que es verdadero y único atajo,

el trabajo,

Y la única ley que da el Creador,

el amor.

Y el amor proclama la tierra,

Hoy que el hombre sabe que todo su ser,

Aunque sea esencias, son germen de guerra,

Pero las depura por el sufrimiento,

Y... exclama contento...

¡El Arca Varó! ¡Tenga Paz Noé!

Ahí queda resumida la creación de la tierra y la aparición del hombre y desechas todas las filosofías extravagantes sobre la creación y nacimiento del hombre; y no es contra los hombres que las han hecho buscando hipótesis, fundándose en lo que les han dado escrito como historia. En nuestro libro "Los Extremos se tocan" hay puntualizado mucho de esto pero en el "Código" y en él "Conócete a ti mismo" está atomizado y sólo siéntase una razón convincente de que el hombre nació siendo hombre y no de la matriz de ningún animal.

La luz es sólo una é invariable y de progreso; y si el hombre hubiera sido precedido del mono (hipótesis que prevaleció en algunos cerebros), el mono debía estar en progreso humano, sobre su hijo el hombre, porque nada puede degenerar, ni dejar de ser una vez lo que fue. Y si el mono sigue siendo mono y no es capaz de formar ciudades, ni hacer artes ni ciencias ni civilización ni acostarse en mullida cama de blancas sábanas, es porque nació mono y mono se queda, aunque ciertas muchachas o damas los vistan de seda; y sólo podía tener fundamento esa hipótesis en el dogma católico y de algunas otras religiones, que dan como artículo de fe, que "Dios hace todo cuanto quiere"; y eso es retratarlo de informal y de equivocado de irracional, de niño juguetón que se divierte haciendo y deshaciendo, relegando a unos y ensalzando a otros seres, y se gozaría descalabrando a uno y coronando a otros.

No: Eloí (el Creador) hizo la ley y ella es toda la creación ascendente y progresiva y la imprimió en el espíritu su hijo consubstancial, para que siga eternamente la creación, demostrando la vida en formas tangibles, cada vez más completas y bellas, desarrollándolas el espíritu como voluntad que es del Creador su eterno pensamiento de vida, el que es el éter; del que el espíritu extrae todos los materiales, porque también, só1o hay esa materia regida por el espíritu y ordenada por la ley de afinidad.

Si vosotros, hermanos míos, vierais a vuestra madre condenada a vivir en el bosque, o encadenada, o enjaulada, sirviendo de diversión a los hombres, mientras vosotros pudierais estar en los salones confortables y habitando lujosas moradas y vistiendo sedas, lanas y otras telas; alimentándoos de bien condimentados manjares y departiendo vuestros goces con una bella mujer, que luego de ser madre tuviera que seguir la suerte de la que he descripto; ¿podríais tener alegría? ¿podríais admitir esa injusticia? ¿pues como el Creador había de relegar a la vida del bosque al mono, si fuera madre del hombre?.

Todo esto está demás argumentar y para explicar la ley de los afines que necesitáis para comprender muy bien, y es la verdadera profilaxis de la vida de la sabiduría, porque represen la ley madre y plena de amor.

VII

"Siempre que concurren las causas que originaron un efecto, producen el mismo efecto", se ha sentado ya en la ciencia; y no es poco; pero nada han adelantado en lo metafísico de la creación, porque en esa metafísica no puede sostenerse el banco con dos patas: necesita ser trípode; y sólo cuando el hombre descubre y reconoce a su principal entidad, el espíritu (que es el mismo que le dictó el principio que encabeza, desde lo oculto de su alma y cuerpo), sólo cuando lo reconoce, repito, puede comprender la gran ley de las afines; sin cuyo concurso, nada puede nacer, ni ser, ni en la tierra, ni en ningún otro mundo.

La ley de afinidad está bien estudiada en el "Código"; atomizada en el "Conócete a ti mismo” y compendiada en "Los extremos se tocan"; y entre esos tres libros, está toda la creación descripta; por lo que, en ésta profilaxis sólo se dirán las cosas como son, como si ya supieran los hombres toda esa sabiduría en verdad. Mas no puedo cerrar este largo prefacio, sin deshacer para siempre (aunque sea repitiéndolo, porque esta sentado en los anteriores libros) el milagro, que ha servido de engaño y aun sirve a las religiones todas de espadas de dos filos y punta, cuya punta de esta espada, es el consabido dogma de que: "Dios, con todo su poder, hace todo cuanto quiere". En cuanto a la punta, ya he dicho bastante: el Creador ha hecho la ley una e invariable, y por eso la ley no hace lo irracional que señalan las religiones, como es castigar y hacer gracias, que maldita la gracia que haría a nadie la injusticia de vivir una sola vez, siendo desgraciado, pobre, burro del trabajo, bajo, jorobado, cojo, o manco, o ignorante; a ese dios habría que darle gracias a pedradas hasta destruirlo: y es lo que hago yo con los dioses de las religiones, que son capaces de hacer gracias a la minoría de los hombres que ya nadie acepta, porque a nadie le agrada ser desgraciado y sufrir; y por ese desagrado, hemos llegado a la terrible guerra mundial que enluta al mundo y también a los terremotos que hoy mismo llora Italia, donde, según el telégrafo de hoy, hay 28.000 heridos y 45.000 muertos y 100,000 familias sin albergue, pero todo esto es solo el aviso del gran cataclismo que llega, para sanear la tierra definitivamente; y es a pedido de la gran mayoría descontenta de su desgracia, por causa de los errores religiosos, políticos y sociales, porque todo es error hoy.

Salomón pudo exclamar: "Vanitas vanitatem, et omnia vanitas", pero el monstruo levanta la voz hasta el trono del Padre y le dice: "La verdad se convirtió en error y las manchas del error invaden la tierra toda y la justicia en su acción más estupenda, debe obrar: porque tú, Padre, lo prometiste y ya es hora". El Padre dijo: SEA. Y la justicia hunde los montes para levantar los lechos de los ríos e inundará los valles; las lenguas de los volcanes amenazan y la fuerza de los espíritus naturales juegan con la tierra, culebreándola, cual si fuera una simple tela y se derrumban los templos de los dioses y aplasta bajo los escombros de sus casas los moradores de la tierra. Y repito, todo eso no es más que un ensayo, un aviso de que la justicia esta en acción y llama al reconocimiento de la ley.

Pero los hombres no contestan a la voz del Padre, sino que aun hay valientes que dicen "que levantan el puño airado contra el autor de tales injusticias".Pero esa insensatez fue sentenciada al momento de leerla en el periódico... ¡qué escarnio! La Razón... Y hablaba o ( ) escribía con aires de hombre el que la redactó; pero el que sea no podrá evitar que ese puño airado pueda ser aplastado por una piedra o ladrillo de su morada y en un baile de casas que la justicia podría hacer para premiar esa... hombrada de "La Razón", que inserta tales blasfemias y les falta razón y papel y valor para dar el primer aviso que debía recibir la humanidad, de los hechos que presencian los hombres asustados y despechados en su impotencia, porque son Dúos; y no se asustan los trinos, porque que razonan y porque oyen a su espíritu y saben que esos hechos no son caprichos geológicos, sino de la ley de justicia; por lo que, lo mismo tiembla el monte que el llano, y se inunda lo que nunca se inundó.

Estamos en el día de la justicia y ésta no tiene entrañas, ni sentimientos, ni reconoce primacías, sino la igualdad y todo lo iguala y, lloran los sin razón: “Los negros de hollín”. Todos estos grandes anuncios, son avisos previsores de la profilaxis de la justicia en su acción ya que, desde Abraham y por Moisés e Isaías hasta el Apocalipsis, se hizo la profilaxis del cataclismo próximo, del que nacerá un nuevo hijo de la tierra.

Mas todos esos efectos los producen siempre las mismas causas y siempre están reunidas y esperando el mandato de llamado “Monstruo”, que ordena, por orden mayor, desde el instante que está en su punto matemático y siempre fue así; pero hoy esos hechos tan horribles al parecer, sólo son la sangría que da el fogonero abriendo un poco la válvula para mantener justa la presión que mantiene para el momento del máximo y último trueno, que es el gran simoun que todo lo trillará borrando toda marca de propiedad, y es la profilaxis de la Comuna.

No es un casta castigo, no; es un pedido y aun obrado por la mayoría de lo hombres para acabar su malestar y enterrar el error en el gran hueco que abrirá, y tardará sólo lo que tarden en llegar los hombres al punto que cada uno debe ocupar; y llegan ya y sólo hay un medio, no de evitarlo porque es inevitable desde que es decreto del Creador; pedido por la mayoría, pero sí de retardarlo, porque el hombre es árbitro de la ley hasta extremado límite, y lo retarda ya mucho por muchas indecisiones; y el medio de que hablamos es, que los hombres estén en la perfecta inacción e inmovilidad, para no llegar donde la Ley de afinidad marcó que deben ocupar, que señalado lo tiene cada uno, en el momento del gran hecho Epopeico, ¿Podréis resistir en la inacción perfecta, en la inmovilidad? ¿no? ( )entonces no podéis retardar el gran hecho y ya se oye el rumor y es el último capitulo de la profilaxis de la justicia.

Sí, llegamos al gran hecho del "renovavis fatiém terrae"; al momento que las religiones han llamado fin del mundo, juicio final, para amedrentar a sus borregos, los que al fin, se encabritaron dando terrible testarazo a la bestia y el dragón; que lo arroja al lago de azufre. Para esos sí, es el fin del mundo, porque son desalojados por la mayoría, que llegó a la unidad de pensamientos por la afinidad de sentimientos que descubrieron a luz de los espíritus llamados ángeles, porque tomaron luz del sol para vestirse, cuando llegaron a la afinidad de la ley, que los puso en un punto como causa, para originar un gran efecto.

Ese efecto grande, "como nunca vieron los hombres", es el fin del error y e1 comienzo de la verdad : el fin de la muerte y del terror y el principio del conocimiento de la transformación de las fases de la vida demostrada, y así es el principio de la vida de hombres libres. Por esto es que se da esta pauta pedagógica para la profilaxis de la vida, porque ahora empieza la vida en su verdad para los hombres, porque conocerán la vida, las causas de la vida, y los conocimiento de la vida eterna y continuada, que sólo es, en realidad de verdad, del espíritu, al que ocultaron los vividores de la muerte.

Para el provecho de ellos se adelantaron estos estudios, para que el corto tiempo que queda hasta los hechos del gran cataclismo, puedan meditar en esta profilaxis, y no dudo que muchos han de aprovechar porque los señalados en la frente con la estrella de Jacob, que son la mayoría de los trabajadores, estos no la necesitan mas que para su mayor bienestar y para aprender la mayor belleza conforme al verdadero progreso.

Pero como he dicho, muchos han de aprovechar, de los engañados de las religiones y otros errores de los causantes de la desgracia del pueblo, esta profilaxis, no será solo la pauta de la enseñanza de la vida, como correspondería a los hijos de la Comuna, sin o que será también un índice de los errores cometidos en la enseñanza que se ha dado a los hombres en lo Moral, Político, Religioso, Económico, y Social, o por temor de que se haya de caer otra vez en el error, porque no puede ser, desde que la ley está en acción de la la ley de amor, con el régimen de la ley comunal, sino que han de aprender, he dicho, muchos de los pocos que aún siguen los errores por el engaño y a la vez los ofuscados, verán que nada hace la fe divina, sin la profilaxis debida y sin velos de buen ejemplo.

Padre Eloí : seguimos la obra de corrección mientras esperamos tu llegada para la implantación de tu ley de amor, para lo cual, tu ley de justicia hace oír tu voz anunciándote, y seguimos enseñando tu sabiduría, tu luz y tu nombre, y danos tu bendición para esta tarea. Somos mayoría y por el amor, te interesa nuestro progreso, y porque la Tierra (aunque mínimo mundo) está en la solidaridad y la habéis confirmado mandando vuestros instructores para este libro de conexión de la vida, consejero veloz que el enemigo acecha.

Espíritu de Verdad, maestro y hermano amado; has dicho”: Aun no hemos escrito nada de la educación del niño”. Y hoy llega ese punto y espero tu inspiración, tu amor y tu aliento, y será digno el trabajo de tú de sabiduría, como lo será por el amor que tienes la humanidad. Y así deseo que mi materia no sea obstáculo al cumplimiento de los deberes del espíritu. ¡Humanidad, despierta ¡ que se oye el Simoun y no puedes resistir la fuerza de la ley: sacude el hollín de tus ojos y mira de frente al sol, que sus rayos quemaran las cataratas y no herirán las retinas si al mirar, una lagrima de dolor los baña por tus yerros; y sabe que no puedes acusar a nadie aunque hayas sido engañado, porque la luz se puso en lo alto desde el Sinaí, y desde entonces no te han faltado consejeros pero los aniquilastes y uno de ellos era Jesús, al que habéis tomado por fin siendo sólo el principio del camino; un jalón como otros muchos que ley te puso en el camino, y tú lo cubriste del lodo de la concupiscencia y ese lodo tienes que quitarlo, o pagarás a la ley por quitarlo ella: nada de balde, se da ni hay gracia, ni perdón, ni en el Padre, ni en su ley, sino entre nosotros mismos, que debemos tener misericordia así mismo y no ( )caridad sino amor: porque hoy es el cumplimiento de una sentencia que dejó sentada Santiago Apóstol de España, que bajo aquel cuerpo y nombre, era el juez de vivos y muertos, el investigador y legislador de la tierra, y entonces dijo "Porque juicio será hecho sin misericordia, el que no usó de misericordia; pero ésta sé gloria contra el juicio”, y al recordártela, te desea esa misericordia hecha amor.

JOAQUIN TRINCADO