II

Por razón de Justicia, "El Universo solidarizado" obrando la ley "Todo es magnetismo Espiritual", se impone (por razón de justicia también), la demostración del sincronismo armónico del Universo y de las conciencias de los espíritus progresados, que resultaron en abrumadora mayoría; por lo cual, no podía dejarse ya a este mundo, a la arbitrariedad de los sincréticos que habían hecho el caos de confusión, (Babilonia llamó el profeta) y se les opuso "El Mundo todo Comunizado", sin otra moneda de valor que el hombre; con lo cual, ya no podrá ser vendido el hombre, porque cada uno ha de ver en el otro a su propio hermano.

Ya, la proclama está hecha. Por buen gobierno, se publica para los espíritus y se mantiene reservada aún para los hombres sincréticos y supremáticos, porque, del examen de sus conciencias, se sabía cierto, que en su impotencia de oponerse al universo, llevarían su rabia al extremo de la venganza; y, surgió para más vergüenza de ellos mismos" la conflagración europea (que nosotros sabíamos que era Mundial), con todas las tristes, negras y rojas consecuencias que aún palpamos, en la descomposición de las caducas formas del régimen autocrático e inmoral.

Había que sufrir las consecuencias del odio de los dioses religiosos y de la plutocracia de sus sostenedores, que desfogarían ese odio; pero la ley no puede ser vencida. A despecho, pues, de Dioses y plutócratas, se proclamó sobre "El Universo Solidarizado", "El Mundo todo Comunizado"; y el mundo los hombres sincrónicos, respondieron; y el "Comunismo" (mal entendido por cierto, por causa de la causa inmoralidad sembrada en tantos siglos de dominio inmoral de los Dioses religiosos subyugando las conciencias) y el comunismo, digo, sonó estridente en los hombres sincrónicos, dando la nota, el pueblo más subyugado: Rusia.

Ahora ha llegado el momento máximo. La Escuela Magnético Espiritual de la Comuna Universal (en la que colaboran por deber de solidaridad todos los maestros de los mundos del Universo), ha hecho su cuerpo de doctrinas; y es llegado, repito, el momento de colocar públicamente la primera piedra del edificio perdurable, con fundamento de todas las ciencias que la proclama encierra y se le entrega a los hombres "El Magnetismo en su Origen" como "Método Supremo", que los mismos hombres han consolidado indestructiblemente, salvo que los sincréticos, sean capaces de mantener la obscuridad donde penetra el Sol, o los dioses, destruir el universo. Esta es mi obra. Este es mi esfuerzo apoyado ya y sostenido por todos los progresados de la tierra, como yo me apoyé, en el progreso y sabiduría de los anteriores misioneros y en la omnipotencia de "El Universo Solidarizado"; que es lo mismo que decir, que me apoyé en la Omnipotencia de nuestro Padre Creador: ELOI.

Esta es la fuerza que envuelve y representa el "Método Supremo", con el que presentamos la más grande, la más bella y humanitaria batalla a los Dioses y a los sincréticos y coronó de los más grandes y bellos laureles nuestro edificio; la "Escuela Magnético-Espiritual de la Comuna Universal", última escuela que al mundo tierra había de venir y, otra no tiene el universo todo.