Joaquín Trincado
Domingo 1 de Octubre de 1950
Médium Hortensia - Escritura

Salud os desea vuestro Maestro:

El estudio lo debéis hacer con todo cuidado, pues en cada párrafo que leáis encontraréis sabias enseñanzas, ya que están dictados por los Maestros del Universo, sabios de verdad. Siglos y siglos de su vida los han dedicado a estudiar los misterios que rodean a la Naturaleza, que dejan de serlo para los que con amor se dedican a descubrirlos. En ella se encuentra encerrado cuanto mecanismo desarrolle el hombre porque en cuanto descubrimiento se ha hecho, los estudiosos no pueden salirse ni un ápice de la Ley que rige el Universo.

La ciencia ha tomado incremento desde que la electricidad se descubrió, es decir, desde que el hombre supo que la electricidad rodea al mundo y que las fuerzas que sostienen en su lugar a los mundos son fuerzas eléctricas, que llaman de repulsión y de atracción; de ella se obtienen todas las vibraciones que reproduce el hombre y hay otros efectos que aun no ha llegado a su conocimiento; pero sí os diré que en cuanto os rodea existe la electricidad.

Con razón mi espíritu me dictó la frase que dije de que la electricidad es la madre de todo lo creado. Allí donde existe la más pequeña actividad allí hay corrientes eléctricas que se generan en cantidad necesaria para la demostración de la existencia material de la vida.

El éter es el pensamiento del Creador y los espíritus son los que ejecutan su trabajo haciendo formas convirtiendo el éter en materia. La misión del espíritu es demostras la vida en formas.

Cuanto mundo existe lo rige la misma Ley, solo que esta Ley será más o menos sutil, de acuerdo con el grado de desarrollo en que se encuentre el mundo donde se ejecuten las obras, obrando siempre por orden, pues los seres que encarnan en los mundos empiezan como los párvulos y en cada encarnación van adquiriendo un punto más en su progreso y están obligados a transmitir los conocimientos que han adquirido; pero nunca se ven obligados a desarrollar el progreso si no es enseñado por hermanos que, en amor, vienen a impartir sus enseñanzas.

Larga es la carrera; pero como sabéis, el tiempo no existe más que en las encarnaciones y aun en esto hay relatividad, pues los cuerpos que son viejos por los años de existencia en una encarnación no dilatan en ser substituidos por cuerpos jóvenes, llenos de vigor para ir aumentando sus conocimientos, dependiendo de su adelanto del empeño que pongan en aprender; pero todo tiene su curso y el esfuerzo que se haga tendrá su recompensa en el éxito que se obtenga, y así el progreso va aumentando cada vez más, sin llegar nunca a un fin, pues si lo hubiera habría estancamiento y aun muerte, que no puede existir porque sería contrario a las leyes del Padre.

Concentraos en vosotros mismos y al poneros en contacto con las corrientes que os rodean apreciaréis que no son sino corrientes eléctricas de mayor o menor potencia, convertidas en luz, vibración, fuerza, es decir, en amor.

Sed puros en vuestros sentimientos y más fuerza recibiréis del infinito Cosmos que es donde todos vivimos.

Vuestro Maestro-Juez.

Joaquín Trincado