341101n45

AUTOFONICAS

L. U. 1. -C. S. -Rafael

Como diría un poeta: "Desde mi ventana miro la calle"... Yo miro el calendario y leo hoy "San Rafael Arcángel". Como no hay temas nuevos que comunicar a LA BALANZA, porque todos los que interesan al momento presente ya se han dado y están sobre la carpeta cumpliéndose, unos aprisa, otros muy despacio y alguno, el mayor, sin empezar, porque después que lo han provocado, tienen miedo de embarcarse, pero que se han de embarcar quieran que no, porque "la guerra ha de matar la guerra"... Como no hay tema nuevo, repito, vamos a protestar en juicio y derecho, de lo que nos afrenta. Ya vez, hermano Maestro; hasta los arcángeles protestamos. Y de esta protesta, posible es que "San Rafael Arcángel" reciba una ex comunión y sea declarado por los sínodos y concilios "el Arcángel rebelde". Y les falta, porque sólo tiene anotado un "Ángel rebelde"; les falta pues, un Arcángel y... Heme aquí rebelado, protestando del falso "San", que como católico me han puesto y... Pero aquí llegan los otros dos, San Miguel y San Gabriel que también se rebelan y protestan y así lo revelo a LA BALANZA.

¿Razones?... Las que daré y damos, valdrán por la rebelión de San Abrahán, San Isaac, San Jacob y su familia, pues todos son solidarios. Pero habla Rafael, sin "San" y sin "Ángel".

A 50 siglos de distancia y allá, donde apenas llegó el telescopio, pero donde el espíritu ve "Lo que no ve el telescopio", se juzgaba aquella humanidad Neptuniana, en cuyo tribunal formaba parte. El destierro de los supremáticos que ya no podían continuar allí se imponía y, refrendando la sentencia, firmábamos las partes asesoras del Juez. La ley señalaba este bello mundo en grado igual a las pasiones de los desterrados y, a la tierra fueron traídos. ¿Podrían ser abandonados?... No abandona el Padre a ninguno de sus hijos y, pronto clamaron, porque se vieron impotentes ante la ferocidad desplegada por los primitivos que veían que les iban quitando sus prerrogativas y eran, muchas veces, comidos en banquete.

A su grito de dolor responde el amor del Padre, y el Juez que los desterrara, manda sus bedeles en ayuda y esperanza y, los llamados Gabriel, Miguel y Rafael, se hacen presentes y ¿cómo dejarnos ver y darles consuelo y esperanza?... Hay videntes; mediums prevaricadores, entre los desterrados y también entre los primitivos, y en la potencia del espíritu, nos materializamos dejándonos ver en la figura alada que les daría confianza.

He aquí para que pago; pues, luego, muchos de aquellos supremáticos, fuéronse apoderando del sacerdocio de los primitivos y de sus guerreros, que era el secreto (y siempre lo será) de la ley, para que de ese modo se comunique el progreso de mundo en mundo, y fue bueno, pues la gran mayoría de los primitivos progresó y llegó a su juicio de mayoría que pudo celebrarse. Mas, unos  pocos de los desterrados se aferraron a su antigua supremacía, aumentada con la supremacía tomada a los primitivos y tenían su arma en la figura de los tres bedeles alados que les imponían a sus ya esclavizados hombres, que si más fieros, eran también más nobles, porque no tenían ni tuvieron, el grado de astucia y criminalidad que los sabios en la maldad, desterrados.

Escrita la Ley por Shet, que fuera el Juez; poco más tarde, de aquellas slokas, hacen filosofías y teologías y en éstas, ya prevalecen los tres alados con sus nombres y adjetivos de Arcángeles, pero que sólo eran hombres de respeto y esperanza, como intermediarios entre Dios y los hombres; pero Dios no tenía figura, era impersonal; Gabriel, Miguel y Rafael, por ellos, los hombres llegaban al Padre, al gran Manú: Era bueno.

Mas hace poco; 17 desgraciados siglos, algunos de aquellos supremáticos desterrados hacen nacer esa inmunda bestia que repartiría santidades y... hacen santos católicos a los que 40 siglos antes existieran y, como cabeza de las santidades, aparecen en su letanía San Gabriel, San Miguel, San Rafael. ¿Cómo somos santos católicos si nace esa falacia religiosa 40 siglos más tarde de conocido el tribunal observador que en justicia, la Justicia Superior señaló a nosotros tres?...

No les faltan razones teológicas a los papas para justificarlo ante la ignorancia; pero no pueden poner una sola razón filosófica que haga el axioma de las santidades, de los que fueron antes del nacimiento del catolicismo; y... rebelándome y protestando, hago mías las palabras de Juan: "Yo quisiera ser más que lo que lo que fui y menos de lo que me han hecho". Santo, sólo es el padre: Eloí.

Rafael.

MEDIANIMICAS

Xavier
Comunicación dada en posesión por el Médium Antonio Yuricich
-
Versión taquigráfica de Pablo Marconi
Colonia "Jaime", Septiembre 30 de 1934.

Buenas tardes, hermanos; que la paz y el amor sea entre vosotros.

Os saluda el Maestro Superior del plano. Justicia, Justicia, Justicia se pide y justicia continuamente se obra por todas partes.

He aquí un verdadero símbolo que acabáis de descubrir dentro de los más grandes y los más extensos sacrificios, por causa del oro, traidor a la humanidad en la que cruzáis vosotros, hermanos míos; pero no caeréis jamás, porque la Justicia os ayuda; porque esos usurpadores quieren lucrarse del hombre que trabaja, pero jamás se entrarán aquí en la que hoy llamáis Colonia "Jaime" y mañana ciudad. No; no dominará el oro traidor, no. Lo tomaréis vosotros, hombres fuertes dispuestos al sacrificio, porque la grandeza se adquiere por esfuerzo propio. No cejéis en vuestro esfuerzo.

¡Hermanos míos!... Grande es el Amor y grande tendrá que ser el sacrificio, porque dentro del melancólico sacrificio pasado, vosotros, los que labráis la tierra, habéis de mirar y sacrificaros, y no han de caber la decadencia, porque ha de ser a costa de sacrificio y no por el montón del oro traidor que lo veréis caer cuando vosotros levantéis el monumental edificio fraternal en el mundo tierra.

Grande y bella es la grandeza que el Padre envía con sus elencos de amor; pero para obtenerla, y para disfrutarla, la tenéis que hacer, queráis que no, porque la Ley es una, por la que tendréis que pasar todos los espíritus para ir hacia el centro generatriz imponiendo por delante siempre el sacrificio propio, aun a costa del peligro de la materia. no haréis como aquél que se impuso al sacrificio arriesgándose y llegó escalonándose a la costa del río y retrocedió por miedo de las oleadas; ese no se arriesgó y no conquistó la grandeza; pero el que cruzó el río con su sacrificio, conquistó la grandeza, porque no retrocedió y adelantó camino, y adelantar un paso, es mucho lo que significa porque es mucho el riesgo que venció; así, pues, el que no hace obras él solo se derriba, se anula. Decimos nosotros, Maestros espíritus de Luz, que el movimiento de la lengua no hace recoger obras al hombre. Pero en el mover las entrañas de la madre tierra, sí recoge obras en frutos. Y cuando se las cultiva con amor, aún os da más; porque al ver que se sacrifica el hombre en voluntad duplica en grandeza su sacrificio; pero mientras los hombres no se saturen del hábito de Amor, no se puede ser consciente, por más que digan que son viejos, porque, mientras peinen canas ni en los años consiste el ser hombre, pero sí lo hace hombre la experiencia y acción demostrativa, aunque sea el niño que recién salga de las entrañas de la madre si es demostrada su obra, merece más que el hombre de canas que no hizo conciencia demostrada en obras.

Pero entre vosotros existe uno que quizás no habrá otro de canas más blancas y es de amor extenso y alto que supo y sabe luchar. Loor para él, hermanos míos, y loor para todos, porque fue aquél que supo salvar de lo más inmenso de la niñez a la niña más bella, y que hoy merece la grandeza. ¡Hermanos! No tengo amor parcial; pero lo anotaréis para estímulo; para que lo que hoy sea dicho quede en vosotros, como cada una de las palabras de un semejante quedan grabadas en el éter, queden también en vuestra conciencia. Pero vosotros merecéis ya la grandeza, cuando los que Moisés desprenda de allá, lleguen a vosotros; antes no; porque debéis sacrificaros y esto ha de pesar en vuestra conciencia, como se pesa un grano de mostaza en LA BALANZA que la desequilibra de su fiel; es la hora de la Justicia y alumbra el sol de la libertad para todos los hombres de la tierra y pesará LA BALANZA en justo fiel mis palabras que es la equilibradora de la obra, porque en el edificio bello de la Comuna no se pondrán ladrillos sobre ladrillos puestos por el odio, lo llegaría a derrumbar con el mismo odio; entonces no se colocarán ladrillos hasta que no los coloquen con el amor, porque el amor los funde y no se derrumbará; pero los hombres han de pasar por todos los análisis y hasta que no se saturen de su niñez y sean hombres por entero, no podrán estar donde puedan manchar. "El Juicio fue hecho sin misericordia, para los que no usaron de misericordia". Desligaros, pues, de los prejuicios para que no tenga el celemín de la Justicia que entrar a medir, no lo quisiera, hermanos míos; os lo digo en amor yo, el Maestro Superior del Plano. Quiero que en este sacrificio hecho hoy de enseñanza de amor, lo rememoréis mañana.

Estudiadlo, pues, y el hermano taquígrafo haga llegar mis palabras a jurisdicción del Maestro Juez.

Que la paz, el amor y el trabajo os fraternice.

Soy vuestro hermano Maestro Superior.

Xavier.

Lázaro de Bethania
CÁTEDRA PROVINCIAL DE DURANGO
-
Por la Médium A. A.

Buenas noches, amados hermanos:

Siendo, aún tanto más como antes, ahora vengo a daros únicamente las buenas noches a mis amados hermanos y a implorarles como viajero por este mismo planeta, la protección; es un encargo solamente que he venido a traeros, ya que hoy, pidiendo permiso al Consejo Superior, buenamente, esta noche he venido a implorar de todos una mayor unanimidad entre todos los componentes de esta Cátedra Espiritual.

Sí, hermanos; un nubarrón se avecina, mas que todo, sobre la Cátedra Central de Buenos Aires, y por ello os pido protección por medio de vuestra mayor fraternidad. ¡Queridos hermanos y hermanas! Esta noche vengo dedicado exclusivamente a mis hermanas que se encuentran presentes. El espíritu, como lo comprendéis, no tiene sexo; y hoy que estáis ya más pulidas en vuestra materia, habéis venido a llevar a cabo deberes más elevados como el que yo os recomiendo, el de unanimidad, para quitar un poco más los embrollos que se encuentran en cada paso que damos; y hoy que se necesita la ayuda, pido ésta para nuestro amado hermano Maestro y Director de la Escuela Magnético-Espiritual de la Comuna Universal; y si la os pido, amado hermano Director, es porque tenéis dentro de esta Cátedra hermanos diestros para la lucha; los conozco y los estoy viendo; por lo que en particular me dirijo a mi hermana, que aquí compone la mesa Directiva, y que se encuentra colocada a la derecha del hno. Director. ¡Sigue adelante, amada hermana! Levanta tu brazo derecho al igual que las demás hermanas; la mujer, en este planeta tierra, viene a desempeñar una misión más llena de virtud, más superior a la del mismo hombre.

¡Amados hermanos! ¿Por qué rebajáis a la mujer? ¿Por qué estrujáis ese cuerpo que está  compuesto, si no igual, sí de las mismas substancias que las del hombre? Ved que no hay misión más sublime que la de ser madre. Sed buenos con ellas ya en esta hora, en estos tiempos hoy llegados, amados hermanos. Muy poco es lo que os traigo para esta noche, y poco es lo que dejo, para que los comentarios que se dediquen a las palabras que os dirijo se ajusten a la verdad. Ved que el lenguaje que encuentro en este aparato; me dificulta todo lo que yo quisiera deciros, hermanos míos. Pon tus manos en el trabajo y dirige tus obras a la lucha, para salir triunfante.

Me despido de vosotros, deseándoles amor, paz y fraternidad a todos los hermanos que se encuentran presentes. Buenas noches.

Lázaro de Bethania.

Durango, Agosto 24 de 1934.

V. B.

Anastasio Cisneros J.

* * *

El nubarrón a que se refiere es el ya pasado congreso eucarístico celebrado en esta Capital. En él todo fue calumniado, abarido, excomulgado. Mas el nombre de nuestra Escuela, no fue tocado por nadie.